Sin categoría

Spacestation Gaming vence a NiP en el mundial de Paladins

La escuadra latina venció al equipo sueco, quien cayó en la serie al mejor de tres partidos

Imagen vía Hi-Rez Studios

Comenzó desde Atlanta, Estados Unidos, la edición 2019 del campeonato mundial de Paladins con los mejores ocho equipos de todo el mundo que se adjudicaron su plaza al evento luego de vencer en los clasificatorios disputados la semana pasada.

El equipo latinoamericano Zaga Talent Gaming se despidió del evento en la ronda de eliminación de los clasificatorios, tras no poder ganar los puntos necesarios para permanecer en la competencia y avanzar así hacia la instancia competitiva final.

No obstante, el orgullo del entreno sur de América no quedó destruido del todo y durante los partidos de los cuartos de final de la competencia han sido los mismos fanáticos y espectadores quienes se han visto sorprendidos desde el Georgia World Congress Center.

Relacionado: Se termina el camino de Latinoamérica en el Campeonato Mundial de Paladins

Spacestation Gaming, una organización iniciada en Estados Unidos con una plantilla de jugadores brasileños y un equipo técnico que cuenta con Matias «Saadhak» Delipetro, el entrenador argentino que posicionó Latinoamérica en el mapa con la participación de Nocturns Gaming, dio la sorpresa en su primera jornada.

El equipo debió enfrentar a la escuadra europea Ninjas in Pyjamas en una serie al mejor de tres partidos. La nómina de jugadores suecos, quienes eran los favoritos del enfrentamiento no pudieron adelantar el desplante ofrecido por el equipo brasileño.

Después de adjudicar un solo punto, Spacestation Gaming logró adjudicar la ventaja y ganar tres enfrentamientos de una sola ronda, otorgándoles la victoria, relegando a NiP y posteriormente logrando su paso a las semifinales mundiales.

El equipo deberá medir sus fuerzas en contra de Team EnVy este próximo sábado 17 de noviembre bajo el mismo formato competitivo por su permanencia en el torneo, otorgando una oportunidad a Sudamérica de quedarse con su primer título a nivel internacional.