Sin categoría

Rick Fox sorprendido por el bajo rango que le tocó en League of Legends

El campeón de la NBA quedó al final de la escala de clasificación.

Foto vía Riot Games

Ya comenzó la temporada 2020 de League of Legends y las y los jugadores deben competir una vez más en 10 partidos de ubicación impredecibles.

No todos obtienen el rango que deseaban o esperaban. Tal fue el caso del ex campeón de la NBA y propietario de Echo Fox, Rick Fox, cuyo rango provisorio quedó en la parte inferior de la escala clasificada en Hierro IV.

Fox regresó ayer a la Grieta del Invocador para transmitir sus juegos de colocación en Twitch. Perdió su primer partida con 1/4/1 como Lucian, y obtuvo su rango provisorio una vez concluida la partida. Fox estaba sorprendido y disgustado con el resultado que recibió.

Puede que Fox no haya esperado ese resultado, pero no debería haber sido demasiado sorprendente ya que la estrella de la NBA terminó la temporada nueve en Bronce.

En general, los jugadores termina sus partidas de colocación en un rango inferior al que quedaron en la temporada anterior. Por ejemplo, si una jugadora tenía rango de Oro anteriormente, es probable que quede en algún lugar de Plata después de que su colocación haya concluido. Es posible que Fox no conociera el mecanismo, lo que explicaría su perplejidad ante el rango que le tocó.

El año pasado fue un año turbulento para Fox. Acusó a su socio comercial Amit Raizada de realizar comentarios racistas, y luego fue expulsado de la organización Echo Fox. Aunque ya no posee su propio equipo de eSports, sigue siendo una cara reconocible en la comunidad de League of Legends. Fox continúa transmitiendo más o menos regularmente e incluso fue presentador en la Serie de Campeonato Tyler1 de 2019.

Puede que Fox no esté satisfecho con su rango, pero al menos esto mejora las posibilidades de que otros jugadores atrapados en el infierno de ELO tengan la oportunidad de jugar con el campeón.

Este artículo fue publicado originalmente en inglés por Milo Webb el 13 de enero de 2020.