Sin categoría

Reavivando la llama: ¿Podrá Doublelift devolverle la gloria a los reyes caídos de NA?

El veterano de 26 años vuelve para buscar la redención.

Ha sido frustrante para los fans norteamericanos ver lo rápidamente – y frecuentemente, también – que caen las dinastías de NA. Es la misma historia, una y otra vez. Un cambio de roster, un jugador con la actitud equivocada, y un cambio de estrategia es lo único que hace falta para destrozar un reino de arena.

Este pasado Spring Split, la LCS vio el colapso de otra dinastía más: Team Liquid, que fracasó en llegar a playoffs después de ganar cuatro títulos de forma consecutiva. Una variedad de problemas empezaron a afectar el sueñó de dominación completa del equipo, pero el problema destacado de entre todos, fue la pérdida de motivación del jugador que fue la cara del equipo: Doublelift.

Doublelift es uno de los jugadores más contradictorios de la escena norteamericana de League of Legends. Su increíble talento le llevó a cementar su carrera, y es considerado uno de los mejores jugadores de la historia de la LCS. Sin embargo, su personalidad y actitud competitiva ha provocado a lo largo de toda su carrera que tenga tanto muchos fans como muchos que dudan de él.

Los problemas de motivación de Doublelift llevaron a que le relegasen al banquillo en mitad del split, y tras mucha consideración tanto por parte de Doublelift como por parte del CEO de Liquid, Steve Arhancet, se efectuó un tradeo con TSM al principio de esta misma semana.

Ahora, tiene que volver a demostrar su valía a todos aquellos que dudan de él. ¿Cuánto le queda a Doublelift para demostrar? ¿Cómo afectará su presencia a la actuación del resto del equipo? ¿Llegará el equipo a las finales de la LCS como antaño?

La chispa de la motivación

Foto via Riot Games

«Creo que si vuelvo a TSM y no ganamos, va a tener muy mala pinta,» dijo Doublelift en su vlog más reciente. «Se que esto es un caso de ‘hazlo o muere intentándolo’ para TSM, y voy a dar mi 110 por ciento. Voy a esforzarme tanto para ganarme la confianza de los fans, para ganarme la confianza de mis compañeros, para ganarme muchas cosas que perdí.»

Parecen palabras muy reconfortantes, pero cumplir estas promesas no será tarea fácil.

Este campeón de la LCS con siete títulos consecutivos a su espalda acaba de pasar la peor temporada de su carrera profesional. Su equipo terminó en noveno puesto después de un split horroroso lleno de desconfianza y problemas de sinergia entre jugadores. Se le relegó al banquillo por primera vez en toda su carrera, y las audiencias pudieron ver como se caía a pedazos su relación con sus compañeros de equipo. Será difícil para los fans confiar en alguien que efectivamente perdió la pasión por el juego.

Foto via Riot Games

Aún así, Doublelift es posiblemente una de las mejores personas sobre las cuales apostar cuando se trata de una narrativa como la suya. Es de libro – un equipo sustituye a Doublelift con lo que piensan que es una mejor opción, y cada vez, les demuestra por qué es el mejor ADC que NA ha visto jamás. De hecho, toda la liga se quedó a la espera cuando salió de TSM en 2017. Pasó lo mismo en 2015, cuando salió de CLG.

Los momentos bajos por los que pasó Doublelift durante este split podrían ayudarle a encontrar la motivación que busca desesperadamente para volver a dejar la liga en llamas. Lo único que necesita, sin embargo, son las herramientas adecuadas para poder reavivar esa llama.

Un cambio de objetivos

Foto via Riot Games

Si existe un equipo que sabe bien como moverse alrededor de Doublelift, es TSM. La estrella ADC empezó con ellos durante tres exitosas temporadas, y ya ha dicho que tiene especial ilusión por volver a trabajar con Bjergsen y Biofrost. Sin embargo, este no es el mismo equipo que se llevó la LCS por delante en 2016 y en 2017.

Este TSM también ha pasado por sus propios momentos bajos, sus puestas a prueba, y ha saboreado la derrota una y otra vez. Dicho de otra forma, ha sido duro para los fans de TSM. Pero esta vez, todo podría cambiar.

Bjergsen siempre será aquel con el que Doublelift podrá contar. La estrella veterana tuvo elsegundo KDA más alto de entre todos los midlaners de la LCS el año pasado, y un 70,8 por ciento de kill participation. Sus stats de early game siguen siendo buenos. Sin embargo, con el retorno de Doublelift, podríamos ver un cambio de estrategia y de objetivos, más hacia la parte bot del mapa.

Foto via Riot Games

La sinergia mid-jungla tiene precedentes para muchos equipos como uno de los aspectos más importantes de la competición. Si nos fijamos en Cloud9, que hace poco obtuvo su primer título LCS desde 2014, resulta evidente.

Nisqy y Blaber fueron un componente esencial de esa victoria. Dominaron la Grieta del Invocador con rotaciones de mapa y plays perfectas. Dardoch y Bjergsen nunca consiguieron ese nivel de sinergia que tenía el duo explosivo de Cloud9. Sin embargo, si pudiesen replicar esa mentalidad en como juegan, este equipo podría, quizás, encontrar ese mismo éxito.

Ganar o Morir

Photo via Riot Games

Para ‘superequipos’ como estos, los problemas de comunicación y sinergia siempre son una amenaza importante y difícil de sobrellevar, independientemente del talento que exista en el roster. Con TSM, este roster solo podrá encontrar el éxito si consiguen comprenderse entre ellos, tanto en la Grieta como fuera de ella.

Por suerte, dos de los cinco jugadores del roster de TSM ya han jugado con Doublelift y son buenos amigos suyos. Esto, sin embargo, no impide que puedan surgir problemas, ya que hay más de una voz prominente en este equipo. Será fácil para malinterpretarse si añades una personalidad fuerte más al grupo.

Foto via Riot Games

Hay mucho en juego en este próximo split, desde la reputación de TSM como un ‘Top 3’ de la liga hasta la reputación de Doublelift como el mejor ADC de Norteamérica. Esta temporada será realmente un caso de ‘ganar o morir’, y todos los miembros de TSM tienen que darse cuenta de ello.

Es por eso que tanto TSM como Doublelift tienen que darlo todo – ya no queda tiempo, y es su última oportunidad. No habrá otra más. Esta temporada definirá su futuro, y si no ganan este título de la LCS, TSM se quedará con la reputación de ser aquel gigante que fracasó en dar la talla frente a los demás contrincantes de la competición.

Ganar la LCS no es fácil, y la cosa se ha complicado incluso más con la presión que se ejerce ahora sobre TSM. Sin embargo, estos momentos son lo que separa a los buenos equipos de los mejores equipos. Es hora de ver si TSM y Doublelift pueden demostrar ser el pez más grande de la pecera.

Este artículo fue publicado originalmente en inglés por Tyler Esguerra el 29 de abril de 2020.