Los cambios sugeridos a la mid lane de League of Legends no van en la dirección correcta

Riot parece estar evitando hablar del problema más grande: el sustain.

Los roams de la mid lane han plagado tanto la solo queue de League of Legends como las partidas profesionales durante los últimos meses. Los roams permiten a los mid laners darle la vuelta a la ventaja en un carril, incluso si están ausentes de su lane durante un periodo de tiempo prolongado. Esto impacta muchísimo una partida, y mientras que Riot Games ha intentado abordar el tema con nerfs a campeones y otros fixes a balance, la raíz del problema yace en el diseño fundamental del juego.

Los cambios a la mid lane que se anunciaron originalmente para el parche 10.13 fracasan en abordar el problema. El impacto de la mid lane sobre el juego ha resultado en la eliminación de limitaciones de recursos a lo largo de los años, permitiendo un acceso fácil a sustain a campeones a través de las nuevas runas, items, y plantas de jungla. En vez de abordar estos tres temas que generan preocupación, los cambios recientemente propuestos por Riot buscan cortar la economía de los midlaners durante los primeros 15 minutos y hacer que sea más fácil volver al carril ralentizando la velocidad de los minions de mid.

Riot introdujo estos cambios al parche que sigue el campeonato de Worlds, pero la dirección que toman con estos cambios sigue causando incertidumbre acerca de la capacidad de los desarrolladores de abordar la presencia empoderada de los mid laners.

Runas Reforjadas: En el baúl de los recuerdos

LoL runes
Image via Riot Games

En la pretemporada siete, las runas pasaron por una actualización completa, junto con las maestrías, y se combinaron. Las nuevas runas que retorcerían el meta y romperían las reglas aparecieron en la rama de Inspiración.

Entrega de Galletas y Tónico de Distorsión Temporal fueron eliminadas de las limitaciones tradicionales de recursos de la mid lane. El manejo del maná como habilidad ya no era necesaria con la introducción de estas runas. Los jugadores podían fácilmente evitar los problemas de maná escogiendo estas dos runas y empezando con Poción de Corrupción.

La poción por si sola te da mucho sustain que se necesita para limpiar oleadas y para el roam con media barra de maná. Cuando añades galletas y el Tónico de Distorsión Temporal, consigues acceso a roams fáciles además de tener la habilidad de pushear oleadas sin gastar demasiado maná.

Además de estos boosts, existen otras runas, como Conquistador y Cazador Voraz que ayuda a mantener a los laners sanos, eliminando la necesidad de volver a base solo por tener poca vida. Conquistador se puede stackear para darte curación basada en el daño que haces. Cazador Voraz te da curación basada en el daño que haces. Ambas runas son problemáticas en un juego en el que tienes que forzar a tu oponente a construir una ventaja en la fase de laning.

Varios mid laners, con campeones tanto de poder de habilidad como aquellos de daño, se aprovecharon de estas runas, especialmente aquellos que pueden utilizar habilidades una detrás de otra para conseguir que Conquistador se active. Cuando se combinan estas runas con el sustain de los kits de los campeones adversarios, se vuelve muy difícil quitárselos de en medio o castigarlos por malas plays durante la fase de laning.

Plantas de jungla

Rift Scuttler changes
Image via Riot Games

Además de las runas mencionadas, esta temporada cambió la forma en la que aparecen los dragones, e introdujo varias plantas en jungla. Una de ellas, Honeyfruit, ocasionalmente aparece en ríos y reestablece la vida y el maná para el que recolecta la fruta de esa planta. Esta planta se posiciona a la perfección hacia los carriles de ambos lados, permitiendo a los midlaners pararse a coger algo de vida o maná antes de iniciar un roam.

Si los Honeyfruits se moviesen al interior de la jungla en vez de tenerlos sobre el río, reduciría el poder de los midlaners a la hora de utilizar todo su maná para limpiar la oleada, y luego reestablecerlo y roamear una side lane. Esto haría que fuese más difícil para los midlaners recolectar la fruta ya que tendrían que adentrarse en la jungla. Se arriesgan a la posibilidad de encontrarse con el jungla enemigo, y pasarán más tiempo fuera de su carril, aumentando la probabilidad de perder experiencia sin una kill en side lane para compensar el tiempo perdido.

Sustain está por las nubes

La mayor aprte de los kits modernos incluyen vida o regeneración de maná de una forma u otra, así como un efecto de curación. Sett, Senna, y Aphelios, los últimos tres campeones, todos tienen algún tipo de sustain en su kit. Mientras que Senna y Aphelios han plagado la bot lanw y no tienen presencia en mid, Sett ha sido uno de los picks más contestados para mid debido a lo fuerte que es su kit.

Mientras que, en el pasado, Riot ha evitado dar demasiado sustain a campeones para permitir counterplay, los diseños innovadores han ignorado este aspecto y han introducido varios tipos de sustain para los últimos campeones. Senna tiene una habilidad de curación AoE con su Q, la guadaña de Aphelios le da cantidades tremendas de lifesteal, y la pasiva de Sett le otorga regeneración de vida basada en la vida que le falte.

Con este tipo de diseños, los nuevos campeones no tendrán mucho de qué preocuparse en la fase de laning en cuanto a sus recursos o a su sustain de maná, al contrario que en el caso de campeones más antiguos.

Posibles soluciones para arreglar el problema del mid lane roaming

Los cambios propuestos por Riot a las oleadas de la mid lane podrían incluso hacer que sea más fácil roamear ya que habrá menos minions con cañón para tanquear la torre, permitiendo a tu oponente pushear con más facilidad. En su lugar, los cambios deberían centrarse en el sustain de los kits y las runas como el Tónico de Distorsión Temporal, las galletas, Cazador Feroz, y Conquistador.

Además, si los spawns de Honeyfruit se cambian, los invocadores se quedarían sin maná, y se verían forzados a limpiar oleadas y volver en vez de limpiar oleadas infinitamente, roameando sin consecuencia alguna.

Este artículo fue publicado originalmente en inglés por Cristian Lupasco el 17 de junio de 2020.